microphones in the trees: la jr

Monday, February 19, 2007

la jr

la jr - dos casas (acuarela, 2007)

Hay algo bastante difícil de controlar en una crítica, revisión o nota de prensa, en este caso, musical. Caer en la subjetividad del yo, mi, me, conmigo. Al lector le debería importar poco que hoy me haya levantado un día más tarde -he despertado en viernes cuando en realidad es jueves-, o que el sol haya desaparecido tan tímidamente como apareció a primera hora o que una de las púas del cactus que tengo aquí al lado me recuerde con un pinchazo que debo regarlo, pero no me han llamado para hablar de viajes en el tiempo ni meteorología ni de botánica. Tal vez todo esto no signifique nada o signifique todo. De ahí, del todo y de la nada, nace mi interés por La Jr. Perdonen la subjetividad.
Llegué a Jr dos años tarde, concretamente a un fragmento 'abrir, amar y dos sonrisas' de '127' (1999, Acuarela), antes de eso hubo un 'Jr' para Astro en 1997. No recuerdo bien si fue una etiqueta decidida por mí o leída en alguna nota de prensa, el caso es que asocié y archivé aquel sonido como pop dadaísta. A propósito del dadaísmo me gustaría recuperar un texto de Richard Huelsenbeck en el que curiosamente he terminado hoy:
"Ser dadaísta está al alcance de todos. El dadaísmo no se limita a una sola forma de arte. El dadaísta es el camarero del Bar Manhattan que sirve el curaçao con una mano y se rasca la gonorrea con la otra. El dadaísta es el señor de la gabardina que emprende por séptima vez la vuelta al mundo. Debería ser dadaísta quién comprende, de una vez por todas, que uno tiene derecho a tener ideas sólo cuando se aplican en la vida; dadaísta es la persona totalmente activa que vive sólo de la acción, su único medio de conocimiento." Las conclusiones para ustedes.
No hay una definición exacta para la palabra dadá y no hay palabras exactas para definir el prisma por el que se mueven La Jr. El año pasado con la publicación de La Jr (Acuarela) opté por un rock todoísta en vez de un pop dadaísta para encasillarlos (la culpa fue de 'las dos en la nave'), hoy mientras suena su nuevo disco 'dos casas', tengo más dificultades para centrarme en algo. Destapas el tarro y suena 'la decoración 1', muevo la cabeza, los pies, y efectivamente cambio de postura aunque no de perspectiva porque muchas cosas siguen estando en el mismo sitio, Frank Rudow sigue siendo el percusionista más importante de este país (esa suavidad hipnótica de 'un lado útil'), y el fraseo deslavazado de Rafael Martínez sigue pareciendo igual de lascivo e irreverente ('mi a mi', 'arrebato') que de costumbre (igualmente seductor convendrán conmigo). De esto me doy más cuenta en 'yo voy a cambiar, eh!', tanto que no ha hecho falta volver mucho al título para creer en el cambio. 'pistoleros' es a la música lo que el polimaterismo al arte; una superposición de materiales distintos y heterogéneos; suena a porcelana, madera, cristal y no chirría a pesar de chirriar. Siguiendo con las maneras de destruir (o construir o tal vez deconstruir) el arte valdría 'la decoración 2' para hablar del collage, el fotomontaje ('cu') o el rayograma de Man Ray (las sombras, el silencio).

Esto se termina y no he hablado del color verde ('wan yo') aunque para hablar de esto sería recomendable invitar al lector a visitar lo que hacen Rafael Martínez y su banjo en AA Tigre. Y ya sí, con 'calor' termino; diez minutos, un piano pendular, bajos que murmullan, zumbidos que arrugan las teclas, virtudes todas que estallan en burbujas. ‘Queremos obras incomprendidas!’ gritó Tristan Tzara un día. Como esta digo yo.

6 comments:

-merrick- said...

Aún no he escuchado el disco pero la portada es pero bonita.

mirtamirta said...

tienes un paquetito para ti en casa :)

rafa said...

calla, calla! fui a gong porque me avisó suso, ví el paquete que ponía "para ana. recoge ainhoa" y allí quedó, al llegar a casa suso me dijo que dentro de ese estaba el mío, mmmmmmm!

mirtamirta said...

jajaja, pobre. te tomaste bien tomads. pues para ti no hay nada, los dos paquetitos ponen para ana :))

(necesito volver a la antigua versión de blogger, ésta es un coñazo, cada vez que escribo un mensaje o accedo al blog tengo que poner la dirección de correo, la contraseña e incluso a veces una verificación de palabra...grrr)

Anonymous said...

Yo también!

Muerte al Google!

luisni ni ni!

mirtamirta said...

muerte, muerte. y si cambian que lo hagan a mejor, no?